26/5/17

Gracias, FITCA

Como ya os anticipamos, la semana pasada la Federación Industrias Textiles y Confección de Aragón (FITCA) nos invitó a participar como ponentes en la VI Charla Entre Costuras. Ante una sala completa, tuvimos ocasión de exponer nuestro punto de vista -basado en nuestra experiencia como bloggers y social media managers- sobre las oportunidades que el mundo digital pone al alcance de las marcas y también de sus riesgos.


Estrategia, planificación, tips y errores a evitar para gestionar unas redes sociales de calidad fueron los puntos fuertes de la primera parte de nuestra charla. Después, abordamos el fenómeno emergente de los influencers con sus luces y sus sombras. 



Terminada la sesión, tuvimos la oportunidad de charlar e intercambiar opiniones con los asistentes en el espacio de networking que FITCA había preparado para la ocasión. Fabricantes textiles, diseñadores, educadores del mundo de la moda, comunicadores... un amplio abanico de experiencias y perspectivas sobre la moda y la comunicación de las que nosotras también aprovechamos para tomar nota.

Muchas gracias al equipo directivo de FITCA por contar con nosotras y en especial a su Presidente, Luis Fernando Aparicio Benito y Vicepresidente Fernando Sáinz, a Conchita Sanz por su amabilidad y buena disposición y, por supuesto, a todos los que quisieron compartir unas horas de su valioso tiempo con nosotras. 

24/5/17

Mujeres cool, por Quique Artiach: Assumpta Serna

Desde el principio de su carrera estaba claro que Assumpta Serna era otro tipo de actriz, aunque no sabía muy bien por qué. Un buen día, andaba buscando libros sobre artes escénicas y encontré un libro escrito por ella titulado El trabajo del actor de cine, editado por Cátedra. Yo no tenía en mente ser actor y mucho menos de cine, pero como músico me interesaba mucho todo lo que tuviera ver con la escena, así que lo cogí prestado de la biblioteca y lo leí con mucho gusto. Recuerdo que además de contener lo que prometía, estaba lleno de anécdotas de los rodajes, de sus situaciones con otros actores y que estaba escrito con elegancia y humor.


Imagen desde El Español

La verdad es que esta mujer parece haber estado siempre en nuestras mentes, de hecho no recuerdo la primera vez que la vi, pero sí recuerdo que me quedé pasmado ante su interpretación en El maestro de esgrima. Esta mujer lo mismo escribe libros que desenvaina un florete.




Assumpta habla inglés, francés, italiano y portugués, además de catalán y español, lo que le ha permitido trabajar en todo el mundo, en más de cincuenta series de televisión -como Falcon Crest Brigada Criminal- y en más de ciento cincuenta películas, entre las que destacan Orquídea Salvaje junto a Mickey Rourke,  NostradamusYo, la peor de todas -en la que interpreta a Sor Juana Inés de la Cruz- o Matador, bajo la dirección de Almodovar.

Desde 1999 da clases de interpretación y junto a su segundo marido, Scott Cleverdon, dirige la escuela de interpretación Fundación First Team, que ofrece el primer Master Universitario de esta materia, y que tiene en su comité de honor a profesionales de la talla de Emma Thompson, Tristán Ullóa , Sean Young, Miguel Ángel Lamata o Antonio Saura.



Assumpta Serna ha recibido más de 20 premios internacionales. También es madrina de la fundación “Ella y el abanico” que ayuda a las mujeres a afrontar la menopausia con valentía y humor. ¿Acaso se puede pedir más?

22/5/17

Mundo blogger: algunas cosas bonitas

De vez en cuando, nos gusta dedicar esta sección simplemente a recopilar imágenes hermosas e inspiradoras que vamos encontrando en la red; hoy es una de esas ocasiones.













19/5/17

Thermomix, ¡probando!

Hemos escuchado por igual opiniones sobre sus defectos y virtudes, así que hemos decidido ponerla a prueba y sacar nuestras conclusiones.



En resumen, parece que el mayor "pecado" que se atribuye a la Thermomix es que limita tu creatividad en la cocina y tus méritos culinarios se limitan a obedecer órdenes como un autómata. Sin embargo, si tu principal propósito no es ser un reconocido chef en tu casa, sino un eficiente cocinero capaz de resolver el menú semanal de forma rápida y limpia, parece que el robot alemán se convierte en el mejor aliado que puedas echarte a la cara. Lo cierto es que este aparato se encuentra en casi todas las cocinas de restaurantes que se precien y no por eso se les resta mérito a sus platos. 

Decidimos probar Thermomix con la idea de comenzar a cocinar en casa con nuestros propios ingredientes un montón de alimentos que habitualmente se compran ya elaborados, y que no gozan de buena prensa por su alto contenido en azúcares, aceite de palma, conservantes etc. Es el caso de la bollería, las galletas, la masa para pizza, las salsas, pastillas de caldo... En definitiva, nuestro objetivo es ir sustituyendo todos esos productos ultra procesados por otros caseros con la ayuda de un aparato que nos permitiera simplificar un poco la faena.





Pues bien,  como a nosotras nos gusta sacar nuestras propias conclusiones, llamamos a Maruchi para que nos hiciera una demostración con la última versión de Thermomix y hacer un menú sano, rico y completo para cinco personas (y un bebé) en menos de una hora.

Lo primero que nos llamó la atención es que la TM5 (en el mercado desde 2014) tiene tecnología digital, por lo que su uso resulta súper sencillo. Desde la plataforma online Cookidoo tienes acceso (por 36€ al año) a una inmensa base de datos de recetas que puedes guardar y organizar en tus propias carpetas. Desde ahí también puedes organizar tus menús semanales e incluso subir las recetas a una lista de la compra virtual que puedes llevar al mercado en tu móvil para que no se te olvide ningún ingrediente.





Cuando ya lo tengas todo y te remangues para cocinar, tú solo debes sincronizar tu dispositivo Cook Key vía wifi con tu Thermomix y paso a paso te irá indicando todo lo que debes hacer, echar o ir preparando. Ella se encarga de pesar, picar, remover y cocinar lo que haga falta. Cuando haces un bizcocho... ¡hasta te avisa con tiempo de que pongas el horno a calentar!





En esta ocasión decidimos preparar un menú consistente en pisto y lubina con patatas. De paso, aprovechamos para cocer unos huevos y alguna patata de más para poder hacer además una ensalada por si nos apetecía picar un poco. Así que nos pusimos manos a la obra. Como se trata de una cocina 100% guiada, resulta facilísimo seguir cada paso, tanto si entiendes de cocina como si no tienes ni idea.

Una de las ventajas de Thermomix es que si te gusta una de sus recetas, puedes repetirla las veces que desees y siempre te saldrá igual. No corres ese riesgo de "a ver cómo me va a salir hoy", y lo cierto es que esto es una ventaja, especialmente si tienes invitados en casa.



Después de la prueba de la TM5 con Maruchi, hemos decidido hacernos con una de ellas y lanzarnos a preparar nuestros propias elaboraciones. Prometemos tratar de conservar nuestra creatividad culinaria, ¡aunque solo sea a la hora de confeccionar los menús semanales!

17/5/17

Mujeres cool, por Quique Artiach: Sor Juana Inés de la Cruz

Hace ya más de veinte años me encontré en el zaragozano Paseo de La Independencia a Mauricio Aznar; los dos teníamos prisa, pero nos paramos un momento a saludarnos, “Me voy a la Librería General a recoger un libro de una escritora que me gusta mucho: Sor Juana Inés de la Cruz”, me dijo Mauricio al despedirnos. Tras tomarme un momento para procesar este breve encuentro me pregunté: ¿Un músico leyendo un libro de una monja? Aquí hay o un gato encerrado o un libro buenísimo, pensé yo, y desde luego que lo había. En cuanto pude me hice con una antología de su obra poética que me pareció asombrosa.



Inés de La Cruz nació en San Miguel de Nepantlan (Mexico) alrededor del  año 1651. Aprendió a leer a los tres años con la ayuda de su hermana mayor y pronto deslumbró a propios y extraños con su inteligencia.
Entró en la corte del Virrey de Mancera, donde fue protegida por la mujer de éste, Leonor de Carreto. Allí destacó por su erudición. Es famoso cuando Inés fue examinada por profesores universitarios y religiosos, en una sesión que duró varias horas,  en la que contestó a preguntas de todas las materias imaginables sin fallar ni una sola.

Juana Inés quería saber más y entrar en la universidad pero por aquellos tiempos eso era inconcebible así que su confesor le convenció para entrar en una orden religiosa, donde podría acceder a la cultura y seguir escribiendo. Así lo hizo e ingresó primero en la orden de la Carmelitas y después en la de San Jerónimo, de reglas más llevaderas, que dicho sea de paso se benefició de su saber, pues parte de los ingresos de la comunidad religiosa provenían de las obras de Sor Juana.
La celda de nuestra heroína siempre estuvo llena de poetas intelectuales y gobernantes que dejaban sus asuntos y acudían al convento para disfrutar de su sabiduría y de su compañía.



Poco le duró esta vida intelectual por la que tantos sacrificios había hecho, porque pronto sufrió la oposición y el acoso de la Iglesia, concretamente de los jesuitas, primero de su confesor, que le reprochaba que dedicara tanto tiempo a la literatura, a los experimentos científicos o a observar las estrellas con su telescopio, y después del predicador Antonio Vieira que no dejó de presionarla para que se dedicara a cosas de mujeres religiosas.
Según el criterio de estos dos personajillos que no le llegaban ni a la suela del zapato, una mujer no debía dedicarse a las letras y mucho menos si era una religiosa, así que intentaron obligarla a no escribir más e incluso a quemar sus obras.

Sor Juana Inés finalmente dejó de escribir, pero por suerte gran parte de sus escritos han llegado hasta nuestros días.

Esta admirable mujer murió ayudando a sus compañeras en la epidemia de cólera que asoló México en 1693.
Es una pena que a Inés, como a tantas otras mujeres no le dejaran elegir, a  ellas les amargaron la existencia y a todos nosotros -también a los hombres- nos privaron de las obras que hubieran podido componer de haber sido más libres.



Por suerte, como digo muchas veces, la historia va poniendo a cada uno en su lugar con la ayuda de todos.  Sólo por poner dos ejemplos: El premio Nobel Octavio Paz escribió una biografía sobre esta estupenda mujer y también hay película (titulada "Yo, la peor de todas") protagonizada entre otros por Hector Alterio y  Assumpta Serna  y dirigida por Maria Luisa Bemberg. De estas dos últimas nos ocuparemos pronto porque son, sin duda, otras dos #mujerescool.